martes, 27 de septiembre de 2011

Oktoberfest - para no perder a los niños entre la multitud

Este último post sobre la Oktoberfest es para contaros un truquillo que he aprendido recientemente. Es para no perder a los niños entre la multitud: Compradles un globo de helio, bastante grande y llamativo, y atádselo a la muñeca o al pantalón. Así no perderéis de vista al globo, y por tanto, tampoco al niño.


Y para los casos en que el niño efectivamente se pierda, otro truquito: Escribidle en el antebrazo, con letra bien grande, el número de teléfono móvil de uno de sus padres. Cuando alguien vea al niño perdido segurísimo cogerá su teléfono móvil y marcará el vuestro para deciros que lo ha encontrado.
aaa
* Atención: Esta imagen está tratada y el número de teléfono que está escrito en el brazo del niño NO es un número real.

4 comentarios:

  1. Me encanta lo del globo de helio. Además, así ya lo tiene y no se pasa todo el día pidiéndote que se lo compres. Muchos besitos

    ResponderEliminar
  2. Muy buena idea!
    Y para las compras de navidad siempre le escribo su nombre y nuestros teléfonos en un papel y se lo meto en el bolsillo, aunque alguna vez se lo he escrito incluso en la mano. Todavía no sabe decir "entendiblemente" su nombre y apellidos, así, si se pierde tiene información útil encima...

    ResponderEliminar
  3. La idea es buena, aunque no sé hasta qué punto quien lo encuentre va a pensar que lleva un papelito con el teléfono de sus padres en el bolsillo... Por otro lado, en Navidad hace tanto frío que es absurdo escribirle el número en el antebrazo porque estará tapado... ¡Ya lo tengo! Todos los niños con el teléfono de sus padres escrito en la frente! JAJAJAJAJA

    ResponderEliminar