miércoles, 21 de septiembre de 2011

Oktoberfest para niños: Los desfiles

La verdad es que la Oktoberfest no es una fiesta pensada para los niños. Si te metes, así por las buenas, en el recinto de la feria, el Theresienwiese, a tu hijo le puede dar un shock, por la cantidad de ruido, luces, gente y borrachos que hay por todas partes. O el shock te puede dar a ti si al niño resulta que le encanta la movida y empieza: "¡Quiero ese algodón dulce!", "¡Quiero ese Bretze gigante!", "¡Quiero montarme en esa noria!", "¡Quiero bailar en círculos como ese señor de ahí!"

Pero no por eso hay que dejar de ir con los niños a la Oktoberfest, sólo hay que saber a dónde ir y cómo.

Una de las cosas que más recomiendo son los desfiles. El primer fin de semana de la Oktoberfest se celebran dos desfiles: Uno, el sábado, el Einzug der Festwirte und der Brauereien, que parte de un punto determinado de la ciudad (este año ha sido Sendlinger Tor) y está formado por todos los tarbeneros y la gente que trabaja en la Oktoberfest, que se van desfilando hasta la Theresienwiese. Es muy bonito: Llevan carromatos, bandas de música, caballos...




El segundo desfile es el domingo, se llama el Trachten und Schützenzug, también en dirección a la Thersienwiese, es un desfile de trajes regionales precioso y muy colorido en el que igualmente se ven caballos, bueyes, carromatos y orquestas.




Los dos se pueden ver desde diferentes sitios, según su recorrido y a los niños les llama muchísimo la atención.

Para más información:
Einzug der Festwirte und der Brauereien
Trachten und Schützenzug

2 comentarios:

  1. ¡Pues el año que viene os quiero ver aquí! ¡Os busco los trajes y nos vamos de fiesta!

    ResponderEliminar